Rote Sau – La sensación en Spa – 55 años de Mercedes-AMG

El 300 SEL 6.8 representó la acumulación de alrededor de 500 horas de trabajo y muchos años de experiencia en ingeniería

Como parte de la celebración de los primeros 55 años de Mercedes-AMG, se recuerda al icónico “Rote Sau” o “Red Pig”. El legendario AMG 300 SEL 6.8 que fue el primer vehículo de automovilismo jamás creado por Mercedes-AMG y que llegó a revolucionar el mundo del deporte automotriz al poner a AMG en el mapa de la noche a la mañana.

El 24 de julio de 1971 a las 15:00 hrs, casi 80 sedanes de competencia empezaron las 24 horas del circuito Spa-Francorchamps. Justo en el medio de la formación había un poderoso sedán de lujo Mercedes-Benz de la serie de modelos W 109 conduciendo el circuito de las Ardenas. No era un coche de carreras de fábrica, sino un vehículo utilizado por la empresa de ingeniería fundada por Hans Werner Aufrecht y Earhard Melcher en 1967. Esta Carrera puso a AMG en el mapa del automovilismo de la noche a la mañana.

AMG preparó exhaustivamente este predecesor del Clase S de Mercedes-Benz para la carrera de larga distancia; el énfasis estaba en el motor y el chasis. Los datos técnicos eran impresionantes para los sedanes de carreras de la época: 315 kW (428 CV) de 6,835 centímetros cúbicos de cilindrada, hasta 620 newton metros de torque, una velocidad máxima de más de 265 km/h y una capacidad de aceleración de 0 a 100 km/h en tan solo 6.1 segundos. AMG 300 SEL 6.8 era el nombre del auto de carreras rojo, incluso con la estrella en el frente que indicaba claramente la marca de Stuttgart.

55 años de la historia de éxito de Mercedes-AMG

Fundada en 1967 por los ingenieros Hans Werner Aufrecht y Erhard Melcher, la compañía ha continuado construyendo su posición como una marca de autos deportivos y de rendimiento a través de numerosos éxitos en el automovilismo y el desarrollo de autos de carretera únicos. Hoy, la empresa con sede en Affalterbach es una subsidiaria de propiedad total de Mercedes-Benz Group AG y es la punta de lanza deportiva del Grupo.

Para cada uno de los ahora más de 2,000 empleados, el enfoque está en la promesa de la marca «Driving Performance», que une las fortalezas centrales de AMG: tecnología de punta y pasión por productos dinámicos y emotivamente atractivos. La cartera actual de Mercedes-AMG comprende más de 50 vehículos con un rango de potencia de 225 kW (306 hp) a 620 kW (843 hp) de potencia en el primer híbrido de rendimiento de Affalterbach, el Mercedes-AMG GT 63 S E PERFORMANCE (WLTP: Consumo de combustible ponderado combinado 7.9 l/100 km; emisiones de CO2 ponderadas combinado 180 g/km; consumo de energía ponderado
combinado 12.0 kWh/100 km).

La selección abarca desde vehículos de alto rendimiento en varios estilos de carrocería hasta autos deportivos desarrollados de forma completamente independiente, como el modelo Mercedes-AMG GT de 4 puertas y el nuevo Mercedes-AMG SL. La gama de sistemas de propulsión también se ha desarrollado continuamente de acuerdo con los requisitos del mercado y los deseos de los clientes y actualmente ofrece motores de combustión de eficiencia optimizada con cuatro, seis u ocho cilindros.

Además, Mercedes-AMG sigue constantemente el camino del futuro de las prestaciones de conducción: bajo la etiqueta E PERFORMANCE, se ofrecen híbridos de alto rendimiento con un diseño de conducción independiente y tecnología de la Fórmula 1. La cartera también incluye derivados AMG totalmente eléctricos basados en plataforma EVA2 propia del Grupo. En un futuro próximo, también seguirán los modelos AMG eléctricos de batería completamente independientes, que se basarán en la nueva arquitectura eléctrica (AMG.EA) que se ha desarrollado completamente internamente.

Con 145,979 vehículos entregados en 2021 y un crecimiento del 16.7%, Mercedes-AMG ha comenzado el año del aniversario con una cifra récord.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.